La Cosa Otros Medios Recomendados

Supernatural y el adiós para siempre

Tras la emisión sin interrupciones de 307 episodios, la serie de Warner Channel está lista para emprender su último viaje. Junto a Sole Venesio hablamos sobre todo lo que tenés que saber del fenómeno Winchester.

Tengo 18 años y me toca emprender lo que, para todo pueblerino, es un paso natural de su vida: dejar el nido materno y mudarse a la gran ciudad para estudiar en la universidad. Con un bolso mediano, las alpargatas puestas, mi tonada sutil y una caja de cartón repleta de comida, toqué el timbre del departamento que se convirtió en mi nuevo hogar. Fue en ese mismo espacio que, frente a la única televisión de tubo que había en mi
casa, descubrí Supernatural. Ahí. Sentada en el borde de la cama de mi hermana, canté por primera vez “Carry on my wayward son…”. Mucho antes de que tener internet fuera moneda corriente o que habláramos de plataformas de streaming. Mucho antes siquiera de que usáramos términos como seriéfilos o fandom, existieran aplicaciones de trackeo o viviéramos el boom de las ficciones episódicas del que hoy disfrutamos.

Un plan con solo cinco temporadas

“Supernatural” | Warner Channel

2005 fue un año sumamente prolífico para la televisión. Desde el regreso de Doctor Who, hasta el estreno de Grey’s Anatomy, Criminal Minds, Medium o How I Met Your Mother. Son muchas las ficciones que nacieron en esa época y que, 14 años más tarde, seguimos teniendo presentes o se mantienen en emisión. Supernatural, está entre ellas.

Creada por Eric Kripke y con dos actores jóvenes como protagonistas (Jared
Padalecki, a quien conocíamos de Gilmore Girls, y Jensen Ackles, que lo habíamos visto en Dark Angel), la historia combinaba fantasía, mitos urbanos y algo de horror. Fórmula a la que rápidamente le sumaron la comedia, y gracias a la cual crearon algunos de los mejores episodios del universo. Con similitudes a Preacher de Garth Ennis y Steve Dillon, o American Gods de Neil Gaiman, la historia introdujo a estos dos hermanos que salían a recorrer Estados Unidos con su Impala 67 en la búsqueda de salvar a la humanidad de la destrucción.

Manteniendo una estructura ya en desuso (entregas de más de 20 episodios, de 45 minutos de duración), la primera intención fue que Supernatural solo tuviera cinco temporadas. Pero eso cambió. Y el resto ya es historia que todos conocen: en Estados Unidos, Warner Channel mudó la ficción a The CW; festejaron los 100, 200 y 300 episodios; sostuvieron que harían la serie hasta que sus protagonistas dijeran ‘basta’ y, finalmente, eso sucedió este año. Junto al anuncio de la despedida de Arrow, los chicos comunicaron en sus redes sociales que la decimoquinta temporada sería la última gran misión de los hermanos Winchester.

El amor tiene su estación en el corazón

Cualquier fanático de Supernatural puede admitir lo mismo. Mientras que las primeras cinco entregas son impecables, el resto tiene tantos episodios brillantes como olvidables. Reconociendo esto y aceptando que uno puede amar una ficción imperfecta, la verdadera riqueza de la serie siempre se concentró en dos puntos. El primero es el carisma, dentro y fuera de la pantalla, de Ackles y Padalecki (dupla a la que en 2008, se sumó Misha Collins).

El segundo es su capacidad de llevar la metadiscursividad a otro nivel y utilizar la fantasía como plataforma para trabajar temas fundamentales como la lucha contra las adicciones, la depresión, la soledad y hasta algunos eventos políticos. Fueron todos estos elementos los que propiciaron una de las mejores experiencias seriéfilas de los últimos 20 años, es decir, la constitución de la SPN Family. Una comunidad de fanáticos a la cual, el equipo técnico y el elenco, le dio identidad dentro de la serie y sets de filmación. Pero aún más importante es que se trata de un grupo que se basa en las relaciones de amor, apoyo y sostén para personas de diferentes partes del mundo como, por ejemplo, esa pueblerina que recién llegaba a la ciudad con sus alpargatas, su tonada y la comida materna.

Con festivales de la magnitud de los organizados por fandoms históricas como las de Star Wars y Star Trek, disfrutar de Supernatural excede y antecede a mirar la serie de televisión. Para llegar al punto en el que, si uno solo se queda con el episodio emitido, se está perdiendo del 50% de la experiencia. Porque, como el lema supernatural reza, “La familia no termina con la sangre” (Family Don’t End with Blood).

“Supernatural” | Foto: Sole Venesio

Un adiós que no es fácil para nadie

Informalmente, el último día de la San Diego Comic Con se conoce como el “domingo de Supernatural”. Esto no es aleatorio: ya nadie recuerda cuándo fue la última vez que la serie no invadiera el Hall H del centro de convenciones y se convirtiera en el evento más importante de la jornada. Con un panel que hizo llorar a miles de fanáticos, la sala de prensa se desarrolló en medio de un ambiente que combinaba la tristeza y el cariño por un equipo que lo deja todo.

Jensen, ¿cuán involucrado estuviste en las definiciones sobre el final de la serie?

Creo que estuve más metido en el ‘dónde íbamos a terminar’ que con el arco narrativo de la temporada. Cómo llegamos a ese final es tema de los guionistas y ellos son quienes pueden descifrarlo. Cuando fuimos a verlos a Los Ángeles, nos contaron cuál era su visión y qué era lo que ellos consideraban el mejor cierre. En ese momento fue cuando todo esto se volvió algo muy, pero muy real. Yo tuve problemas. Tuve muchos problemas con eso. Por algún motivo, no podía aceptar la idea que proponían. Una semana más tarde todavía pensaba “Dios. Por qué estoy teniendo tantas dificultades en digerir esto”. Entonces decidí llamar a un viejo amigo [Eric Kripke], a quien le conté cuál era el plan y le confesé que necesitaba cierta claridad. Él me la brindó. Luego llamé a Bob [Singer], le hablé un poco sobre el tema. Y ahora tengo que admitir que estoy muy emocionado con el cierre. Creo que va a ser grandioso. Creo que va a ser terriblemente emocional. Tanto que ya armamos el cronograma para la filmación de ese episodio y, de hecho, vamos a dedicar un día entero para hacer esa escena en particular. Va a ser muy duro colgar las llaves.

Sabiendo que es la última temporada ¿Hubo algo especial durante el primer día de filmación?

La verdad que esa idea no tuvo un efecto real en mí. Siempre que alguien decía “Esta será la última vez que…” Mi respuesta era “¡Oh! ¡Callate! Todavía tenemos nueve meses de filmación. Tiempo más que suficiente para cansarnos el uno del otro”.

¿Cómo viviste la reacción de los fans ante el anuncio de la despedida?

No fue fácil pero estoy admirado de cómo nuestros fanáticos están aceptando la idea del cierre del show. Sin dudas es agridulce. Y por supuesto las personas dicen “¡Oh! No quiero que termine…”, y luego agregan “Pero lo entiendo”. No puede durar para siempre. Y yo no quisiera estar en una serie que empezara a apestar o, como me gusta decir a mí, no quiero estar en un auto que se queda sin nafta. 15 es un gran número. Tan grandioso como 327. Que es, además, el tipo de motor que ponían en el Chevy Impala allá por los 60.

Supernatural | Warner Channel

Momentos únicos de una serie longeva

  • t01e01 “Piloto”. Invitación a subir a Baby y emprender la lucha contra todo tipo de monstruos, este es el episodio en donde Dean dice una frase que quedará para la historia: “Papá fue a un viaje de caza… y no ha estado en casa en unos días” (“Dad went on a hunting trip… and he hasn’t been home in a few days”).
  • t02e01 “In My Time of Dying”. Mucho antes de Negan en The Walking Dead, Jeffrey Dean Morgan dio vida a John Winchester, padre de Dean y Sam. Posicionado como uno de esos episodios en que se puede llorar por horas, es cuando John hace su sacrificio final y da la vida por su hijo mayor.
  • t03e11 “Mystery Spot”. Homenaje a “El Día de la Marmota” (Groundhog Day), vemos cómo Dean muera una y otra vez, mientras su hermano intenta salvarlo. Divertido e inteligente, es un episodio que trabaja la metadiscursividad de una manera fantástica.
  • t05e08 “Changing Channels”. Atrapados en el mundo de la televisión al ser engañados por un Trickster, Dean y Sam pasan por cuantas series se imaginen. Desde Grey’s Anatomy hasta El auto fantástico, nada es mucho para los chicos.
  • t06e15 “The French Mistake”. Rompiendo con todas las reglas posibles sobre dimensiones paralelas, los hermanos Winchester son llevados a una realidad alternativa en donde, los actores Jared Padalecki y Jensen Ackles, se encuentran en el set de filmación de un show llamado Supernatural.
  • t10e05 “Fan Fiction”. Enorme homenaje a su fandom, la celebración por sus 200 episodios llegó con una nueva instancia autorreferencial: los chicos aterrizan en un musical escolar que cuenta su historia. Para esto, los guionistas retomaron algunas de las fanfictions más populares dentro de SPN Family.
  • t13e16 “Scoobynatural”. Con picardía y subiendo de tono, este capítulo es uno de los crossovers más divertidos de la televisión. Atrapados en el clásico dibujito animado, los chicos se suman a una de las investigaciones de la pandilla.

14 años y millones de anécdotas

  • Hasta la temporada cinco, Dean usó la campera de cuero que heredó de John. Pero durante un viaje a la convención fan de Los Ángeles, fue robada y esa fue la razón para el cambio de look en el personaje.
  • Originalmente Eric Kripke quería darle a los hermanos un Mustang 65. Sin embargo, un vecino lo convenció con que el auto sea un Impala 67, ya que en este sí podés meter un cuerpo en el baúl.
  • El apellido de Dean y Sam iba a ser Ford, ya que el creador quería homenajear a Harrison Ford. Pero por motivos legales, tuvieron que renunciar a esa primera idea.
  • Desde el inicio de la serie, tanto Jared como Jensen y Misha, han aprovechado la popularidad del show para lanzar campañas solidarias. La primera implicó que los fanáticos mandaran patitos de hule a los actores y, de diferentes partes del mundo, llegaron al set unos 5.000 juguetes. Todos fueron donados.
  • En las primeras temporadas, Dean da su número de teléfono (1-866-907-3235) y, al contrario de otras series, éste realmente funciona. Si llamás, escuchás el contestador de voz del personaje que dice: “Este es Dean Winchester. Si esto es una emergencia, dejá tu mensaje. Si estás llamando sobre 11-2-83, mandame un mensaje con tus coordenadas”.

Una versión de esta nota fue publicada originalmente en la edición impresa de La Cosa.

Los invito a sumarse a la comunidad de Fuera de Serie en FacebookTwitterTvTime o YouTube 

Acerca de Sole Venesio

Escribo sobre lo que amo y algunos llaman a eso ser periodista. Series de televisión siempre y a veces por LA NACION, Revista OHLALA!, Fuera de Serie e IndieHOY.

1 comment on “Supernatural y el adiós para siempre

  1. Pingback: Octubre, dulce octubre – Sole Venesio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: